APROBARON LA ORDENANZA QUE REGULA LAS ESTACIONES DE SERVICIO

El presidente del concejo casildense, Lic. Roberto Meli, informó que obtuvo dictámen favorable y la cual fuera tratado en la  sesión de anoche, una iniciativa de su autoría por la cual se propone regular la localización y los aspectos físicos, funcionales, ambientales y de seguridad, en cuanto a la construcción, ampliación, reconversión, operación, transferencia y cese de actividades, de las Estaciones de Servicios para expendio de combustibles líquidos, gas natural comprimido, simples o duales, en vehículos automotores y de las bocas de expendio pertenecientes a establecimientos industriales, comerciales, agropecuarios, empresas de transporte y entes públicos o privados que posean en el interior de sus predios instalaciones afines para su propio consumo en la ciudad de Casilda.

 DSC_0170

La amplia normativa pretende ordenar la propia actividad y sus instalaciones afines, debido a las particularidades de los productos con que operan, que conllevan riesgos potenciales sobre la vida y los bienes propios y aledaños, la salud y la calidad de vida de la población y los recursos naturales del entorno asociado.

 Meli declaró que “esta iniciativa pretende regular la actividad teniendo como premisa que siempre es preferible evitar problemas que corregirlos o peor aún lamentarse, en función de proteger la vida, los bienes y el entorno ambiental de nuestra comunidad, brindando seguridad a la población”, manifestó.

 

 

 esa3

 

 

 

 

Texto:

 

Dictámen favorable del Proyecto de Ordenanza Sobre Regulación de Bocas de Expendio de Hidrocarburos en Casilda

 

 VISTO:

 

La desregulación operada en el sector hidrocarburos en general, y en la libre instalación de las bocas de expendio en particular, sujetas a las normas de seguridad y técnicas que establezcan las Autoridades Nacionales en primer término y Provinciales en forma complementaria y las necesarias prescripciones que con fines concordantes merece dictar la Autoridad Local en su jurisdicción respectiva; siempre que no se opongan a las finalidades de las normas que rigen la actividad; y

 

 CONSIDERANDO:

 

Que la propia actividad y sus instalaciones afines, debido a las particularidades de los productos con que operan, conllevan riesgos potenciales sobre los bienes propios y aledaños, la salud y la calidad de vida de la población y los recursos naturales del entorno asociado, en definitiva del propio desarrollo urbano ya que se involucra con todos sus componentes;

 Que el resguardo y el ordenamiento urbano ambiental de toda actividad, y de esta en particular, que se realice o deje de realizarse dentro del Ejido Municipal, determinan implementar y ejecutar procedimientos de control, en este caso prioritariamente preventivos, contemplar las acciones correctivas para evitar y minimizar las probabilidades de accidentes y los riesgos de contaminación (daño ambiental), y para el caso que estos sucedan, mitigar los impactos negativos y potenciar los positivos sobre el ambiente y propiciar, en el marco de tareas preventivas de mantenimiento y operación, que los mismos no se repitan en el futuro;

 Que debemos exhortar e impulsar políticas activas orientadas a promover las inversiones, en todos los casos, dentro de un marco de desarrollo armónico y sustentable de los componentes socio-económico y recursos naturales involucrados, bajo la premisa de accionar en favor de la prevención, el control, la actitud proactiva y la preparación para la contingencia;

 Que es imprescindible y prioritario prevenir daños ambientales producto del aporte de productos petroderivados (gas oil, aceites y/o nafta) por pérdidas o derrames de las instalaciones que los contienen, debido a accidentes e incidentes por la deficiente operatoria que se realiza sobre los mismos, que al ponerlos en contacto con un medio receptor, los conviertan en residuos peligrosos y riesgosos para la salud humana y el medio ecológico;

 Que para ello, es condición primordial promover las mejores prácticas de conductas del personal que opera las instalaciones y la gestión que se hace de los residuos peligrosos generados y cogenerados;

 

Que estos tipos de establecimientos comerciales e industriales vinculados con la operación de combustibles líquidos y/o gaseosos, merecen la instrumentación de políticas eficientes y eficaces que atiendan su problemática de seguridad y ambiental, íntimamente ligadas al conocimiento de los factores de riesgo que actúan sobre los mismos.

 Que todos estos aspectos a tener en cuenta -en particular en estaciones de servicio- estamos convencidos que se deben encarar desde una actitud preventiva, ya que la magnitud de las consecuencias que pueden alcanzar, máxime en instalaciones localizadas en centros urbanos, así lo requieren;  sobre todo en la actualidad, cuando cada vez es mayor la afluencia y permanencia de usuarios en estos establecimientos, con motivo de nuevas costumbres y prácticas de consumo ligadas a la prestación de distintos servicios que han incorporado;

 Que teniendo en cuenta como premisa que siempre es preferible evitar el impacto que corregirlo, en función de prevenir potenciales efectos contaminantes y daños ambientales, que puedan llegar a afectar los recursos naturales (en especial el agua dulce subterránea que abastece a la comunidad), la seguridad y la salubridad de la población presente y de las futuras generaciones; la Administración Municipal no puede resignar su derecho a ejercer el poder de policía sobre los establecimientos que nos ocupan, a través de sus dependencias competentes en la materia;

 esta

 

 

Por todo ello, se da por aprobado el siguiente:

 

PROYECTO DE ORDENANZA

 

 

CAPITULO I – DISPOSICIONES GENERALES

 

Artículo 1º: LA presente Ordenanza tiene por objeto regular la localización y los aspectos físicos, funcionales, ambientales y de seguridad, en cuanto a su construcción, ampliación,

reconversión, operación, transferencia y cese de actividades, de las Estaciones de Servicios para expendio de combustibles líquidos, gas natural comprimido, simples o duales, en vehículos automotores y de las bocas de expendio pertenecientes a establecimientos industriales, comerciales, agropecuarios, empresas de transporte y entes públicos o privados que posean en el interior de sus predios instalaciones afines para su propio consumo, en el territorio del Municipio de Casilda.

 Artículo 2º: AQUELLAS instalaciones destinadas al abastecimiento de combustibles a aeronaves (aeroplantas), se regirán por las normas específicas correspondientes a las actividades de su jurisdicción; quedando sujetas a la presente Ordenanza en cuanto al ejercicio del control de los aspectos ambientales y de seguridad, haciendo hincapié en las respuestas ante la detección y afectación de los recursos naturales por daños producidos por pérdidas y derrames de los productos almacenados. Las imposiciones que se adopten no podrán interferir en el cumplimiento de aquellos fines para los cuales les fue otorgada la jurisdicción.

 Artículo 3º: SIN perjuicio de las normas reglamentarias que deba dictar el Departamento Ejecutivo Municipal, relativas a las medidas de seguridad y ambientales exigibles a los establecimientos comprendidos en esta Ordenanza, declárase aplicable en el ámbito municipal las siguientes normas nacionales: Ley Nº 13.660 y su Decreto Reglamentario Nº 10.877/60; Decreto Nº 2.407/83; Decreto Nº 1.545/85; Decreto Nº 1.212/89; Resolución S.S.E. Nº 173/90; Resolución S.H. y M. Nº 5/92; Resolución S.E. Nº 419/93; Resolución S.E. Nº 404/94; Resolución S.E. Nº 479/98; Resolución S.E. Nº 1.102/04; Resolución S.E. Nº 785/05 de la SECRETARIA DE ENERGIA DE LA NACION, por un lado, y la Ley Nº 24.076 y sus Decretos Reglamentarios; NAG 418/92 (ex – GE-N1-118); Resoluciones del ENARGAS Nºs. 139/95, 2.592/02, 2.629/02, 2.767/02 y su modificatoria 3.393/05, y la NAG-E-409/05, y toda otra normativa que en este sentido dicte el ENARGAS.

 Artículo 4º: LAS Estaciones de Servicio, además de realizar el expendio de combustibles líquidos y/o gaseosos como actividad principal, podrán prestar otros servicios como actividades complementarias, siempre que las mismas se adecuen a lo establecido en el Decreto Nº 2.407/83, cuyas normas de seguridad forman parte integrante de la  ESPECIFICACION PARA CONSTRUCCION DE ESTACIONES DE SERVICIO Y DEMAS BOCAS DE EXPENDIO DE COMBUSTIBLES, y de sus complementarias y/o modificatorias emitidas por la Secretaría de Energía de la Nación.

 Las condiciones de habilitación de las actividades accesorias se regirán por las Ordenanzas vigentes, pero estarán supeditadas en su funcionamiento a la vigencia de la actividad principal en el predio afectado para tal fin.

 

 

CAPITULO II – LOCALIZACION, DISEÑO Y AUTORIZACION

 

 Artículo 5º: EN el Casco Urbano delimitado por los Bulevares Colón, 9 de Julio, 25 de Mayo y Villada, sólo se permitirá la anexión o el reemplazo de una estación de carga de gas natural comprimido (GNC), en instalaciones preexistentes de expendio de combustibles líquidos, no admitiéndose la instalación de nuevos establecimientos de ningún tipo.

 En el caso, que se produzca el emplazamiento de una estación de carga de GNC donde otrora funcionara una boca de expendio de combustibles líquidos, cerrada en forma definitiva, se deberá proceder de acuerdo a lo establecido en el Artículo 35º de la Resolución S.E. Nº 1.102/04.

 Artículo 6º: ATENDIENDO a criterios de funcionalidad y de diseño sólo se autorizarán estaciones de servicio (ee.s.), en parcelas frentistas a las avenidas, bulevares y principales rutas de acceso a la ciudad.

 Las estaciones de servicio, instaladas o a instalarse sobre rutas de jurisdicción nacional y provincial cumplirán con las normas específicas exigidas por Vialidad Nacional y Vialidad Provincial.

 Artículo 7º: LAS dimensiones mínimas de los predios afectados al funcionamiento de las estaciones de servicio para las prestaciones de las actividades básicas (expendio de combustibles por surtidores, de lubricantes, provisión de agua y aire comprimido, lavado, engrase, oficinas de administración y sanitarios) son las siguientes:

•En cuanto a su superficie mínima:

•uso exclusivo p/combustibles líquidos o GNC: 900 m².

•uso mixto (duales c/ambos combustibles):  1.200 m².

•En cuanto al ancho mínimo de la parcelas frentistas:

•ubicación en esquina, siendo su frente menor, igual o mayor a: 30 m.

•ubicación entre calles, frente igual o mayor a: 40 m.

•En cuanto a la superficie mínima destinada a playa de circulación y maniobras:

•uso exclusivo p/combustibles líquidos o GNC: 400 m².

•uso mixto (duales c/ambos combustibles):  550 m².

 

Artículo 8º: EL diseño y organización interna de las estaciones de servicio deberán evitar conflictos de tránsito y todo tipo de perturbación funcional que deteriore la calidad ambiental del entorno, lo cual será evaluado por las áreas competentes de tránsito y medio ambiente.

 En tal sentido, y dado que todas las actividades relacionadas con la estación de servicio deberán desarrollarse dentro del predio, aún las vinculadas con las maniobras de vehículos, no admitiéndose en ningún caso la ocupación de las aceras y de las calzadas; se deberá asegurar dentro de su propio predio, la superficie necesaria para la espera, carga y circulación de un mínimo de dieciséis (16) vehículos.

 Artículo 9º: SE prohíbe, por estrictas razones de seguridad y salubridad, la radicación de estaciones de servicio de combustibles líquidos, GNC o mixtas, a una distancia mínima de cien (100) metros – recta calculada entre los dos puntos más próximos correspondientes a cualesquiera de los límites medianeros de ambos predios -, de edificios que sean ocupados por población sensible en cuanto a los riesgos a la salud, como ser clínicas, sanatorios, hospitales o cualquier otro centro de salud con internación, guarderías o jardines maternales e infantiles y establecimientos geriátricos; y de edificios que sea ocupados por una alta concentración de personas, como ser establecimientos educacionales, edificios públicos, templos religiosos, cines, teatros, clubes, locales bailables, entre otros.

 Esta distancia deberá ser contemplada en el mismo sentido, para el caso de la localización posterior de las edificaciones encuadradas en los criterios y actividades supra mencionadas.

 Artículo 10º: SE prohíben edificaciones destinadas a viviendas de uso residencial o a cualquier actividad no específica en la totalidad del predio afectado a la estación de servicio, exceptuando, de considerarse necesario, el local para uso de un sereno o cuidador, cuya superficie no podrá superar los 12 m² y el cual, no podrá ubicarse por encima del nivel de playa de circulación y maniobras.

 Artículo 11º: EN las estaciones de servicio que se expenda Kerosene, el surtidor deberá ubicarse en forma independiente del resto y de tal forma, que la espera por parte de los clientes (peatones) no genere riesgo para su integridad física y problemas de seguridad respecto al movimiento vehicular dentro del predio.

 Artículo 12º: EN las estaciones de servicio de combustibles líquidos o en las estaciones de carga de GNC, sólo se podrán comercializar hasta un máximo de diez (10) garrafas, en total, de 10 kg. y 15 kg. de gas licuado de petróleo (GLP), las cuales deberán estar ubicadas en un recinto metálico de contención y resguardadas de la acción directa del sol y de potenciales impactos de vehículos, y separada como mínimo por un radio de seis (6) metros, de zonas peligrosas, como ser, surtidores y bocas de descarga.

 

En las estaciones de servicio mixtas (duales), no se permitirá la comercialización de garrafas de GLP en los términos supra mencionados, conforme a los niveles de aceptabilidad de la sumatoria de riesgos (riesgos individuales) de las propias garrafas con respecto a los otros combustibles.

 

Artículo 13º: TODA solicitud de localización, construcción, ampliación, reforma, reconversión, cambio de rubro y funcionamiento de una estación de servicio o boca de expendio de combustibles, deberán contar con un Certificado de Factibilidad otorgado por la Secretaría de Planeamiento, conforme los lineamientos técnicos expresados en la presente Ordenanza y en sus reglamentaciones.

 En toda solicitud de autorización de localización se deberán incluir los datos de identificación del propietario y/o razón social; la ubicación catastral; dimensiones de la o las parcelas; plano de proyecto de obra civil y electromecánica debidamente rubricado por profesional habilitado, indicando dimensiones, capacidad y diseño en general de la playa de circulación y maniobras, detallando la factibilidad de circulación y maniobras en el interior del predio de los vehículos en general y del camión cisterna en particular al momento de la descarga de combustible; la capacidad, características constructivas, medidas y ubicación de los tanques de almacenaje de combustibles, de los surtidores o dispenser y de las bocas de descarga a distancia, en caso de que existan; además de todo otra dato de interés o requerimiento del órgano de aplicación.

 El trámite posterior se regirá por los procedimientos de habilitación municipal vigentes y/o los que específicamente determinen la reglamentación de la presente. No se habilitará para su uso ningún expendio que no cuente con la certificación de habilitación final, en cuanto al sistema de prevención de incendios, emitido por la Asociación de Bomberos Voluntarios de Casilda. En el mismo sentido, se requerirá la presentación de la documentación técnica que certifique el cumplimiento con las auditorias de seguridad de las instalaciones, emitidas por las empresas habilitadas para tal fin, por la Secretaría de Energía de la Nación y el ENARGAS; la pertinente inscripción en el registro nacional de los organismos citados, según corresponda; las debidas inscripciones en los registros que opera la Secretaría de Estado de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Provincia de Santa Fe, como generadores de residuos peligrosos y efluentes gaseosos; y de corresponder, para el caso de las emisiones de efluentes líquidos, de la empresa prestadora del servicio sanitario, Aguas Santafesinas S.A..

 

 

CAPITULO III – OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO

 estacion1

 Artículo 14º: TODAS las estaciones de servicio o bocas de expendio, a partir de la entrada en vigencia de la presente Ordenanza, deberán contar con un Libro de Registro, que estará foliado y el cual para su implementación, en su primer folio registrará los sellos y firmas de los funcionarios municipales que realicen la primera inspección.

 En él se registrarán obligatoriamente todas las inspecciones que se realicen en el establecimiento, vinculadas a la actividad principal, ya sea, de las autoridades de aplicación de todos los niveles, de auditorias de seguridad, de controles técnicos periódicos de mantenimiento o de reparaciones de las instalaciones, avance de procesos de remodelación o ampliación de obras, cambio de situaciones del estado del parque de tanques, indicando fechas y datos sobre las tareas llevadas a cabo. Asimismo, se deberán registrar todas las novedades sobre los aspectos de ambientales y de seguridad que se produzcan, como ser, pérdidas sospechosas y/o confirmadas, reparaciones y resultados, estudios ambientales del sitio, monitoreo de aguas subterránea, avances de procesos de remediación, manifiestos de transporte de residuos peligrosos, accidentes en la operación, entre otros aspectos que se consideren relevantes para el seguimiento del ciclo de vida del establecimiento.

 El presente Libro de Registro, obligatoriamente deberá encontrarse en el propio establecimiento y disponible ante cualquier requerimiento de las Autoridades en ejercicio del Poder de Policía; al igual que toda otra documentación técnica que así lo establezca las normas que rigen la actividad.

  Artículo 15º: EL sistema de canaletas perimetrales para contención de efluentes líquidos deberá en todo momento cumplir con su objetivo de diseño, y de ninguna manera se deberá comprometer el funcionamiento del mismo, por limitación de la capacidad de transporte y almacenamiento, ya sea por falta de mantenimiento y limpieza periódica por retención de residuos sólidos o cuando se lo pretenda utilizar, de forma temporal, para posibilitar el tendido de conductos vinculados a un proyecto de remediación.

 Artículo 16º: SE prohíbe, por estrictas razones de seguridad, el expendio de todo tipo de combustibles por parte de los propios clientes, autoservicio, para todo el ámbito territorial del Municipio de Casilda. Todas las bocas de expendio de combustibles, deberán estar atendidas por personal especialmente capacitado, particularmente en la aplicación de las medidas de seguridad establecidas en el Capítulo VI – Suministro de combustibles al usuario del Decreto P.E.N. Nº 2.407/83 (Anexo).

 

 

CAPITULO IV – RESPUESTAS A LAS CONTINGENCIAS

 

 Artículo 17º: SE  adhiere a lo dispuesto por disposiciones vigentes nacionales en la materia respetando los procedimientos establecidos sumando los propios desde lo que se reglamente desde la Secretaría de Seguridad Ciudadana.

 

 

CAPITULO V – CESE DE ACTIVIDADES, CIERRE DE LAS INSTALACIONES Y ABANDONO DEL PREDIO

 esta2

 Artículo 18º: TODO cese de la actividad principal, vinculada al expendio de combustibles, automáticamente determinará el correspondiente cese de las actividades complementarias.

 Artículo 19º: CUANDO se pretenda anular o cegar un tanque subterráneo, en los términos que establece el punto 9.2.2 del Anexo del Decreto P.E.N. Nº 2.407/83; el Titular y/o Responsable del establecimiento, con la debida anticipación, deberá comunicar a la Autoridad Municipal su pretensión por escrito, acompañada por una breve memoria descriptiva que indique los motivos que determinan tal decisión, los trabajos a realizar y el tiempo que demandarán, la fecha en que se comenzarán los trabajos y la empresa auditora de seguridad habilitada por la S.E.N. que certificará los mismos. En función de los antecedentes de las instalaciones y de prevenir potenciales impactos negativos a los recursos naturales del subsuelo y riesgos a la salud humana, la dependencia municipal competente evaluará el caso, y determinará la factibilidad del cegamiento, previa certificación de la hermeticidad de las instalaciones.

 Para el caso que considere en su lugar, la erradicación del mismo y de sus cañerías asociadas, un inspector municipal se acercará al lugar para corroborar al momento de la excavación, desde el punto de vista organoléptico, la posibilidad de que el suelo circundante se encuentre contaminado; y en ese caso, se deberá efectuar un estudio que permita determinar el estado de situación ambiental del medio subterráneo. En caso de verificarse la existencia de contaminación deberán encararse las acciones que el estudio determine.

 

Artículo 20º: CUANDO el Titular y/o Responsable del establecimiento haya efectuado la anulación de un tanque subterráneo, sin haber cumplimentado todos los procedimientos previstos en el artículo precedente, la Autoridad Municipal le requerirá la contratación y ejecución de un estudio hidrogeológico a realizar por empresa especializada, a fin de certificar la inexistencia de contaminación con hidrocarburos en las inmediaciones del tanque cegado, el que como mínimo deberá constar de un pozo freatimétrico y de dos sondeos, con muestreos de suelo en la zona no saturada hasta llegar a pasar la base del tanque. En caso de verificarse la existencia de contaminación deberán encararse las acciones que el estudio determine.

 Artículo 21: EL Titular y/o Responsable del establecimiento, que tenga previsto efectuar cambios de tanques a partir de la vigencia de la presente Ordenanza, deberá proceder en cuanto a la comunicación, en los términos del Artículo 19º. La Autoridad Municipal procederá de igual modo a lo citado en el segundo párrafo del mismo artículo.

 Artículo 22º: LOS tanques, cañerías conexas y/u otras instalaciones de combustibles e hidrocarburos que permanezcan fuera de servicio por un tiempo superior a los tres (3) meses, tendrán que ser inertizados llenándolos con agua hasta el tope para evitar la concentración gases, previa eliminación de todo producto remante, y certificación por empresa auditora habilitada. De ponerse nuevamente en servicio deberán efectuárseles las pruebas de hermeticidad y demás ensayos correspondientes debidamente certificados por empresa auditora habilitada por la S.E.N.. En caso que esta situación se mantuviera al vencimiento del período de vigencia de las pruebas de hermeticidad, o se decidiera la desafectación definitiva, o que la autoridad municipal disponga la inhabilitación definitiva de los mismos, deberán ser retirados o anulados de acuerdo con las normas del Decreto P.E.N. N° 2.407/83, cuyo cumplimiento deberá ser certificado por empresa auditora habilitada quien deberá comunicar lo actuado al municipio.

 

 

CAPITULO VI – DISPOSICIONES FINALES

 

 Artículo 23º: LAS estaciones de servicio o bocas de expendio que funcionen en virtud de autorizaciones otorgadas conforme a regulaciones, quedan sujetas a todas las obligaciones emergentes de la presente Ordenanza y sus reglamentaciones; exceptuando aquellas referentes a su ubicación y dimensiones del predio.

 Artículo 24º: FACÚLTASE al Departamento Ejecutivo Municipal a reglamentar la presente Ordenanza y a fijar los plazos dentro de los cuales los titulares de las estaciones de servicio o bocas de expendio, deberán efectuar las adecuaciones a las que se refiere el artículo anterior, plazo que no podrá extenderse más allá de los veinticuatro (24) meses, contados a partir de la entrada en vigencia de la presente Ordenanza, o cuando los procedimientos lo requieran, contados a partir de la entrada en vigencia de la reglamentación pertinente.

 Artículo 25º: LAS infracciones a la presente Ordenanza serán sancionadas por el Tribunal de Faltas, con la aplicación de las normas procesales en la materia, sancionándose las transgresiones con multas mínimas de un valor equivalente a 500 UF, y hasta el máximo que autorice la norma en la materia.

 Asimismo, podrán imponerse las penalidades de clausura, sanciones de inhabilitación temporal y caducidad de la habilitación en forma definitiva.

 Las situaciones de cese de tales operaciones, temporales o definitivas, por no cumplir con las exigencias de la presente normativa, serán comunicadas a los organismos jurisdiccionales correspondientes para su intervención.

——————————————————————————————————————————————————————————–

 

Artículo 26º: DE forma.-